DESPACHO GRATIS POR COMPRAS SOBRE $25.000

0

Tu carrito está vacío

GNOMO: UNIENDO LAZOS

GNOMO: UNIENDO LAZOS

Una marca que busca no sólo vestir y entregar productos, sino que lograr dar una identidad

09 de mayo, 2019- Emprendimiento chileno creado el año 2014 por tres amigos de colegio que compartían una misma inquietud; emprender. Es por esto que Carlos Scheiding, Fernando Varas y José Ignacio Vásquez deciden encaminarse en este mundo del emprendimiento con una marca de ropa con un sello único y especial. Estos tres amigos compartían el amor por la naturaleza, las ganas de querer cambiar el mundo, de ser un aporte; algo que reflejan hoy en día a través de sus productos y la comunidad que han ido creando.

1. ¿Cómo nace la idea de Gnomo?

Éramos tres amigos con ganas de emprender. Teníamos en común esa fascinación por la vida al aire libre y en especial la naturaleza de Chile. Es ahí cuando nace la idea de emprender en esta área, queríamos crear un concepto de marca outdoor y lifestyle basada en tres pilares; productos de calidad para toda la vida, productos que inspiren y reflejen los valores que queremos mostrar a través de la naturaleza y productos que nos lleven en camino a la sustentabilidad. 

“Queríamos hacer una marca con potencial y de calidad, que fomente el cuidado y la vida en la naturaleza. De poder disfrutar de ella como cuando éramos niños y nos sentíamos libres”comenta Fernando Varas.

El propósito de Gnomo es hacer prendas para cada uno de los climas que nos presenta la naturaleza y Chile en particular. Creemos que todos tienen el derecho de disfrutar de las maravillas que nos entrega la vida al aire libre, no tener que esconderse porque hace frío o alejarse del calor. Queremos volver a unir el lazo entre el hombre y la naturaleza que nunca debió romperse.

 

2. ¿Qué necesidad encontraron en el mercado que los llevó a crear una marca de ropa?

Buscando qué haríamos para emprender, lo primero que encontramos fue esa necesidad compartida entre los tres de querer hacer algo por nuestro planeta. Habían miles de formas, pero creíamos que mediante la vestimenta con características técnicas podíamos hacer al hombre volver a integrarse de manera consciente a la naturaleza.  

Analizamos la industría textil, la cual esta enormemente afectada por productos desechables tanto por su calidad, como por su concepto de moda pasajera y por eso que decidimos crear una marca con productos de calidad”agrega Carlos.

  3. El nombre, ¿de dónde viene?

Gnomo en sí es un ser mitológico que se caracteriza según los mitos por ser el protector de la naturaleza ya que lleva viviendo eternidad en ella. El gnomo conoce la naturaleza, es él quien te invita y enseña a cuidarla y a respetar todo lo que nos rodea. Fueron esos valores los que nos inspiraron a ponerle Gnomo a la marca. Debemos tener conciencia que hay que generar un cambio en la relación con nuestro entorno para seguir disfrutando la naturaleza y que las generaciones que vengan también puedan hacerlo.


Como Gnomos queremos despertar esa esencia aventurera que vive dentro de todas las personas ya que siempre estamos en constante contacto con lanaturaleza, pero a veces no lo internalizamos.
Es el nombre perfecto para nuestra marca, la cual buscar invitar, pero al mismo tiempo cuidar y proteger nuestro planeta.

 

4. ¿Se sienten representados por el mensaje que logran entregar con Gnomo?

Como fundadores de Gnomo, nos sentimos ampliamente representados por el mensaje que se transmite. Creemos que debemos ir buscando la forma de caminar hacia un futuro más sustentable.

“Hay muchas tareas que tenemos pendientes, pero lo importante es tener clara la visión y el norte al que estamos apuntando y trabajando día a día”agrega José Ignacio.

Hemos creado una comunidad que engloba a todo tipo de gente, pero gente que siente el mismo interés y valor que reflejamos a través de nuestros productos,  imágenes y la forma de cautivar a la gente que nos sigue a unirse a esta causa.

Es muy satisfactorio ver los resultados de lo que hemos creado y comunicado a través de este proceso.

“De hecho, se nos acerca mucha gente que quiere ser parte de esto y hacer más fuerte el mensaje del amor y cuidado por la naturaleza”agrega Carlos.

 

5. ¿A qué público se enfocan?

A todos.  Queremos conquistar a todas esas personas que se sientan identificados con nuestro mensaje, que tengan ya el razonamiento de entender hacia donde avanzamos como sociedad y tener la motivación y pasión que se necesita para mejorar nuestra relación con el entorno.

No queremos ser excluyentes, creemos que todo el mundo tiene el derecho de disfrutar la naturaleza, respetarla y vivirla. Buscamos cautivar a aquellos que quizás no han tenido esa oportunidad, pero también ser un partner para aquellos que son más expertos. Nos enfocamos en todo aquel que busca algo más que solo lo material al momento de vestirse, a aquellos que buscan una compra con sentido.

“Llevarlos a tener una vida en contacto con la naturaleza, una vida más consciente”menciona Fernando.

 

6. ¿Qué han aprendido de la naturaleza durante estos años levantando Gnomo?

Es increíble como hemos ido aprendiendo en este proceso, la humildad y sensatez son claves para ir mejorando día a día. Hemos descubierto que hay mucha más gente de la que pensábamos que comparte nuestro pensamiento, muchos clientes interesados en ayudar y por sobre todo nos hemos dados cuenta de que hay muchísimo por hacer aún; lo que nos incentiva día a día a seguir trabajando por un futuro mejor.

  

 7. Desde hace tiempo está muy en boca el cuidado de nuestro planeta, por lo tanto, las empresas se han empezado a preocupar de ser sustentables, esto, significando un desarrollo que asegure las necesidades del presente sin comprometer las necesidades futuras. Ustedes, ¿cómo lo hacen para ser sustentables? 

Es cierto que la sustentabilidad está en boca de todos, pero también es cierto que se habla de esta con mucha ignorancia, falta mucho por educar en esta materia, no sólo a la población en general, sino que a todas las instituciones, privadas y gubernamentales que somos participes del mercado. Para ser sustentable no basta con ser ecologista, ni tener un enfoque social como empresa. La sustentabilidad se basa en tres pilares y deben cumplirse paralelamente de igual forma, ninguno en desmedro del otro. La empresa debe ser rentable en materia económica, debe al menos tener una huella de carbono neutra a lo largo de su cadena de valor y generar un impacto positivo en las comunidades en las que la empresa está inserta.

Reducimos al máximo nuestra huella. Las cajas y bolsas que vienen con la ropa las reciclamosy reutilizamos, la ropa que llega mala la reparamos y la vendemos. Llega un cliente que después de años se le rompió su Gnomo, se lo reparamos. Vendemos botellas para no utilizar más plástico.

Es un desafío apasionante e interesante trabajar en la industria más contaminante del mundo y poder usarla para bien

Para así crear y darle a la comunidad ropa para la vida, que no pase de moda fácilmente y que los acompañe en su explorar de la naturaleza siempre de manera duradera y con huella.

A lo largo de nuestros años hemos buscado cual es la mejor manera en la que podemos aportar a este planeta, un aporte tangible, un aporte inspirador, un aporte concreto. En base a este estudio es que creamos ¨Parques para Todos¨proyecto por el cual nos cabeceamos estos últimos 2 años y estamos confiados en que tendrá un excelente recibimiento tanto de las fundaciones como las personas.

 

8. ¿En qué consiste ese proyecto?

“Parques para Todos” nace en la búsqueda de un sentido y el ver cómo podemos aportar de la mejor manera al planeta, tangiblemente.

El proyecto busca facilitar los accesos que tiene la gente a los parques, es ahí donde vimos una buena forma de llegar a esa búsqueda y lograr conectar además nuestro mensaje Gnomo y sello que hemos ido plasmando en nuestra comunidad y redes sociales; volver a unir el lazo entre el hombre y la naturaleza.

“Luego de pasar en pensar hacer una fundación Gnomo, decantamos y lo aterrizamos en Parques para Todos ya que queríamos dar nuestro 1% a alguna fundación más chica y con causas compartidas para que la gente realmente pueda ver el resultado final y a donde está yendo su plata”agrega Carlos.  Partir chicos para terminar grandes y ser eficientes en la entrega de nuestro mensaje.

El proyecto va de la mano con dos fundaciones: TuMejorHuella que se concentra en mejorar los senderos de los parques y NucleoNativo que se dedica a la reforestación de árboles nativos en Chile.

Parques funcionará de tal manera en que la gente pueda informarse y poder votar hacia donde quiere que su donación vaya, todo transparentado en nuestra web para luego mostrar el resultado final de esa donación.

 

9. ¿Cómo ven el futuro de Gnomo?

Queremos seguir trabajando en reducir nuestra huella al mínimo con nuestros productos y a la vez aumentar nuestro aporte al planeta. Queremos seguir entregándole a nuestra comunidad la misma calidad por la que hemos trabajado todos estos años. Lo bueno del equipo es que todos vamos en la misma dirección, de fijarnos mucho en la calidad de los productos, que no sean desechables y que las telas sean de calidad.

Sabemos que a futuro mientras más distribución, más grande será la esencia y más gente se contagiará de lo que queremos reflejar. Buscamos mostrar le geografía que hay en Chile. A futuro queremos estar en todo el país y ser reconocidos también como una marca chilena en todo el mundo. Para esto es importante tener el equipo que tenemos hoy en día, donde cada integrante Gnomo es esencial en el área que esté para esta meta.

“Queremos seguir manteniendo nuestra esencia y valores, creemos que eso va a llevar a nuestros seguidores a poder empatizar con la marca desde ahora y para siempre.Estamos convencidos que las bases de la filosofía de Gnomo representa una visión y pensamientos universales compartidos por la mayoría de la humanidad” agrega José Ignacio.

Somos una marca del presente y del futuro que busca no sólo lograr vestir y mostrar una apariencia, sino que una identidad.

-

Primer bazar Gnomo. Ropa echa en Chile dentro de cajones de tomates reutilizados en el año 2014.

 

Por Valentina Varas

 


GNOMO NEWSLETTER